Recorrer Vietnam en moto es una experiencia increíble totalmente recomendable. Los paisajes y rutas de Vietnam hacen que sea un país ideal para recorrer en moto. Sin embargo, no todo es tan bonito como leemos en la mayoría de blogs. Es muy importante tener en cuenta muchos aspectos que serán definitivos en tu viaje. Si no somos conscientes de lo que quiere decir recorrer un país tan largo en moto, nuestro viaje de ensueño puede convertirse en un viaje muy duro.

CONSEJOS PARA DECIDIR SI COMPRAR O ALQUIAR UNA MOTO

Como ya habrás leído en otros artículos, nuestra intención era recorrer el país de norte a sur en moto durante un mes. Para realizar este viaje, compramos nuestra moto en Hanói y la vendimos en Saigón.

  • CONSEJO : si solo dispones de un mes y quieres hacer el país de norte a sur, comprar la moto no será tu mejor opción. Vietnam es un país muy largo. El sol sale a las 6:00 de la mañana y para las 17:00 de la tarde ya a anochecido. Viajar en moto por Vietnam una vez anochece no es para nada una buena opción. Por lo tanto, deberás tener en cuenta que tendrás que hacer todos los trayectos durante el día. Esto quiere decir que el comodín del transporte nocturno para optimizar tu tiempo del viaje lo perderás. Para nosotros esto fue un aspecto muy importante a tener en cuenta. No le dimos la importancia suficiente hasta estar viajando, y la verdad es que esto nos limitó muchísimo, hasta que encontramos la solución. La solución que encontramos fue meter la moto en los maleteros de los autobuses nocturnos. Sí, has leído bien, en Vietnam todo es posible. ¡Eso sí, la desesperación hay que pagarla! ¡Pagábamos por la moto el doble que por nuestros billetes! Pero la verdad es que para nosotros fue una solución perfecta. De otra manera habría sido imposible hacer la ruta que pensábamos hacer, en un mes, haciendo todos los trayectos de día y a 60km / h.

Por lo tanto, si este es vuestro caso, os recomendaría más ir alquilando motos. Como en todos los países vecinos, en cualquier provincia de Vietnam es muy sencillo alquilar una moto.

Sin embargo, si solo quieres viajar por unas zonas de Vietnam o simplemente dispones de más tiempo, comprar una moto en Vietnam es relativamente sencillo y muy recomendable. La verdad es que las ventajas de tener tu propio vehículo son muy tentadoras; es decir, económicamente normalmente sale muy rentable, no necesitarás estar pendiente de los transportes público, de horarios, de alquilar y devolver moto en cada zona a la que bayas, etc.

VENDER Y COMPRAR UNA MOTO EN VIETNAM

Si decides comprar una moto, el proceso es muy sencillo si lo haces en Hanói o en Saigón. Los vietnamitas están más que acostumbrados a que los viajeros busquemos motos. Por el centro de ambas ciudades verás diferentes lugares donde se venden y/o se alquilan motos. Vete preguntando en esos locales, aunque no ponga nada de venta, y te darán opciones para comprar o vender tu moto.

En nuestro caso, el primero al que preguntamos no vendía motos, pero evidentemente un familiar suyo sí. Nos subió a su scooter, y tres montados en la moto, como tantas veces sucede en el sudeste, fuimos al taller donde tenían motos en venta. Probamos tres diferentes. Una de ellas nos gustó por lo que empezó el regateo. Media hora más tarde teníamos nuestra moto a punto por 350 €. Dependiendo de tus habilidades de regateo y el tipo de moto que sea, pagarás más o menos. El precio normalmente suele andar entre 250-350 €.

  • CONSEJO: Es importante que cuando compres tu moto tengas en cuenta diferentes aspectos: la conducción de la moto tiene que ser cómoda, el mantenimiento de la moto tiene que entrar en el precio (aceites, filtros y neumáticos), las alforjas para las mochilas también tienen que entrar en el precio, y por supuesto, la moto tiene que tener sus papeles, es decir, LA TARJETA AZUL. ES MUY IMPORTANTE QUE COMPRES LA MOTO CON LA TARJETA AZUL. Comprueba que no sea falsa. Es decir, el número de la tarjeta tiene que coincidir con el número de bastidor de la moto. Esta tarjeta será muy importante por si te paran en algún control o para venderla. A la hora de la venta lo primero que te pedirán será la tarjeta de la moto. Si no la tienes, no te pagarán ni 100 € por la moto.

El proceso de venta fue igual, pero en Saigón. La verdad es que la primera persona a la que preguntamos solo alquilaba motos. Cómo no, llamó a un amigo suyo que se dedicaba a la compraventa de motos con los turistas. Vio la moto, comprobó que el número de la tarjeta azul y el número de bastidor fuera el mismo y comenzó el regateo. Ellos siempre utilizan para el regateo el cambio de matrícula. Es decir, en Vietnam, de provincia a provincia cambia la matrícula. Por lo tanto, al ser una moto comparada en Hanói, ellos intentan bajar el precio de la moto con la excusa de tener que cambiar la matrícula. La verdad es que ellos cambian las matriculas sin ninguna complicación, pero es la excusa que suelen utilizar. También se aprovechan de que saben que tienes que vender la moto sí o sí. En nuestro caso la vendimos por 250 €. Por lo tanto, tuvimos nuestro propio transporte durante un mes por 100€.

QUÉ MOTO COMPRAR

La mayoría de los motores son de 100cc a 125cc. Esto significa que son motores pequeños, tipo scooters extra rápidas. Principalmente encontrarás dos modelos en venta: El Honda Wave y el Honda Win. El Wave es popular entre los vietnamitas. Es un disco semiautomático y fácil de conducir. El Win se utiliza más entre mochileros y fuera de las ciudades. Es un cambio completamente manual. Ambos modelos pueden llevar 1 o 2 personas y sus mochilas, y son adecuados para viajar por el país.

  • CONSEJO: La mejor opción es comprar un motor Honda “real”. Estos se producen en Japón. En Vietnam se utilizan los modelos de imitación que provienen de Tailandia, China e Indonesia. Esto debe indicarse en la tarjeta azul, los papeles del motor. Estos motores son los más confiables y los más fáciles de reparar o reemplazar. No te preocupes por reparaciones pequeñas como una luz, bocina, pinchazo, etc. Los garajes con los repuestos correctos están en todas partes de Vietnam. La mayoría de las reparaciones no costarán más de 5€ en el norte o más de 10€ en el sur.

OTRA OPCIÓN: COMPRAR LA MOTO DE OTRO MOCHILERO

Otra opción es comprar una moto de otro mochilero. Ha estado conduciendo la moto durante un tiempo, por lo que podrá decirte en qué estado está. Por otra parte, la mayoría de los mochileros no tienen mucho tiempo para vender su moto. Esto quiere decir que podrás encontrar alguna moto a muy buen precio. Normalmente los mochileros que quieren vender su moto suelen aparcarla en los albergues populares de la ciudad con un cartel de venta.

  • CONSEJO: La desventaja de comprar una moto a un mochilero es que sabes que esa moto lleva ya semanas haciendo muchos kilómetros. Yo te aconsejaría no comprar una moto hasta llevarla al taller, hacer una revisión y volver a ponerla a punto. En caso de que el mochilero no tenga tiempo, tendrás que comprar la moto a muy buen precio y después llevarla tú al taller para que te la pongan a punto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *